Inicio de la Vida Humana

0

Desarrollo Prenatal

  • Día 1: El óvulo es fecundado por el espermatozoide. En ese preciso momento comienza la vida de un nuevo individuo, único e irrepetible. Todas las características que esta nueva persona ha heredado ya están establecidas (sexo, color de ojos, de piel, etc.).
  • Días 18-21: El corazón empieza a latir ganando fuerza día a día. Los ojos y los oídos comienzan a desarrollarse.
  • Días 28-38: Aparecen dos bracitos y dos piernitas. La boca y la lengua toman forma. La nariz comienza a desarrollarse y la glándula tiroides empieza a crecer. La sangre fluye por las venas del bebé, pero se mantiene separada de la sangre de la madre. Aparece el rostro.
  • Día 42: El bebé desarrolla conexiones nerviosas que le permiten oler. El cerebro se divide en 3 partes: la que experimenta emociones y comprende el lenguaje, la que oye y la que ve.
  • Día 52: El bebé desarrolla movimientos durante las próximas 4 semanas incluyendo el hipo, fruncir el ceño, entrecerrar los ojos, apretar los labios, mover cada brazo y pierna, voltear la cabeza, tocarse la cara, estirarse, bostezar, chupar, etc.
  • 8 semanas: El bebé tiene el tamaño del dedo pulgar de un adulto. Todos sus órganos están presentes. Se pueden detectar ondas cerebrales.
  • 11 semanas: El bebé “respira” y orina. Su estómago se contrae. Las cuerdas vocales y las papilas gustativas están formadas. Puede hacer complejas expresiones faciales y sonreír. También tiene uñas.
  • Tres meses: Traga y responde al estímulo aplicado a la piel. Ya las expresiones faciales se van pareciendo a las de sus padres. El bebé está activo aunque la mamá no lo sienta. Esta bella personita sólo necesita tiempo y alimento para el milagro de nacer.

Ver Galería

Científicos sobre el inicio de la vida

“El ser humano empieza a ser un ser humano a partir del momento en que el espermatozoide del hombre fecunda el óvulo de la mujer.”

Prof. Dr. E. Blechschmidt con doctorado superior en medicina, director del Instituto de Anatomía de la Universidad en Göttingen, Alemania


No cabe la menor duda de que el óvulo desde el momento de la fecundación, llamado embrión, es un individuo.” Prof. Dr. B. Chazan con doctorado superior en medicina, especialista nacional en la rama de obstetricia y ginecología,Varsovia.

“El respeto por la nueva vida desde el momento de la concepción y el reconocimiento del niño como participante en el diálogo es muy importante. Este diálogo se inicia a partir del momento de la concepción.” Prof. Dr. P. G. Fedor-Freybergh con doctorado superior en medicina, psicólogo, Estocolmo.

“Desde el momento de la concepción existe un ser vivo. El niño por nacer es una persona.”
Prof. Dr. Med. A. Ingelman-Sunberg, director de la Clínica de Ginecología y Obstetricia en Estocolmo.

“La vida del individuo empieza en el momento de la concepción, es decir la fecundación, y finaliza con la muerte.” Prof. Dr. R. Klimek con doctorado superior en medicina, miembro del Colegio Real de Médicos de Londres.

“Gracias a los extraordinarios avances tecnológicos nos hemos introducido en la vida privada del embrión. El hecho de que después de  la fecundación se inicia una nueva vida humana, no es una cuestión de gusto u opinión. La naturaleza humana de este ser desde el momento de su concepción hasta su vejez no es una afirmación metafísica, con la que se puede disputar, pero sí un hecho experimental común.”Prof. Dr. Med. J. Lejeune, director de la Cátedra de Genética en la Universidad que lleva el nombre de R. Descartes en París.

“La unión del óvulo con el espermatozoide, es decir, los gametos de la madre y del padre dan paso a una vida separada. Como resultado de la fecundación surge un nuevo ser formado por completo genéticamente, cuyo desarrollo tiene lugar a lo largo de la vida humana. Así pues el embrión, el feto, el recién nacido, el bebé, el niño, el adulto, el anciano definen las respectivas etapas biológicas de desarrollo de ese mismo ser humano.” Dr. N. Med. A. Marcinek, director del Hospital de Obstetricia y Ginecología que lleva el nombre de R. Czerwiakowski en Cracovia.

“Desde el punto de vista de la ciencia es correcto constatar que la vida humana por separado se inicia en el momento de la concepción.” Prof. M. Matthews-Roth, Universidad de Harvard, USA

“La vida humana no empieza en el momento del nacimiento, pero sí en el momento de la concepción.” Prof. Dr. J. Roszkowski con doctorado superior en medicina, miembro cofundador del Colegio Internacional de Ginecólogos, miembro del Consejo Científico del Instituto de la Madre y el Niño.

“En los conocimientos actuales no cabe la menor duda de que la vida del ser humano se inicia a consecuencia de dos células sexuales – gameto femenino y masculino – que dan paso a la célula cigoto, en ese preciso instante empieza a vivir con ritmo propio.” Prof. Dr. M. Rybakowa con doctorado superior en medicina, Comité del Desarrollo del Ser Humano Departamento de Enseñanza Médica PAN Varsovia – Cracovia.

“Tras la fecundación, es decir la unión del núcleo del óvulo con el núcleo del espermatozoide
(lo que sucede en el oviducto, cerca de la salida del lado del ovario) nace una nueva vida que tendrá los genotipos de los padres, con calidad genética separada – de una nueva persona. El conjunto de sus genes en las células somáticas no experimentarán ningún cambio más hasta el final de su vida.”
Prof. Dr. B. Suszka con doctorado superior, biólogo, trabajador científico PAN, Poznań.

“El desarrollo de un ser humano empieza en el momento de la fusión de dos células – el gameto femenino, es decir el óvulo (ovocito), y el gameto masculino – espermatozoide, en el acto de fecundación.” Prof. Dr. M. Troszyński con doctorado superior en medicina, ginecología -obstetricia, Varsovia.

 Recompilado por: Dr. Krystyna Cygorijni, el 11 de junio de 2008.

Share.

Comments are closed.